Long Beach recibe otros $13.1 millones para la asistencia de renta, pero la mayor parte de los fondos no se han sido reclamados

Long Beach está reabriendo su programa de asistencia para la renta después de recibir otros $13.1 millones del estado, sin embargo, sus $51 millones anteriores en fondos han tardado en llegar a los inquilinos y propietarios, ya que la ciudad ha asignado un poco más de $12 millones hasta la fecha.

La nueva financiación eleva el total de fondos de ayuda para los inquilinos de la ciudad a poco más de $64 millones, que ahora se pueden usar para pagar hasta el 100% de las rentas impagos incurridos por los inquilinos desde abril de 2020.

La ciudad dijo que el programa ha ayudado a 1,690 propietarios y proveedores de servicios públicos a recuperar los pagos atrasados ​​hasta la fecha. Sin embargo, todavía hay un grupo de más de 13,000 solicitantes que sobraron de la ronda de solicitudes anterior que terminó el 11 de julio y que no han sido aprobados para recibir ayuda.

La ciudad dijo que trabajaría con su proveedor para comunicarse con aquellos con solicitudes incompletas para enviar los formularios requeridos.

“Con esta nueva financiación, recomendamos encarecidamente a todos aquellos que puedan ser elegibles para recibir asistencia que soliciten este programa”, dijo en inglés el alcalde Robert García en el comunicado.

“Sabemos que muchos de nuestros residentes que se han visto afectados financieramente por la pandemia todavía necesitan ayuda. Es muy importante que le brindemos a la gente la asistencia de alquiler que necesitan”.

La ciudad todavía tiene más de $52 millones para gastar en asistencia para la renta, dinero que el Tesoro de los Estados Unidos podría reasignar a partir del otoño, según un portavoz del Tesoro. Sin embargo, la ciudad ha sostenido que no habrá dinero sobrante al final del programa.

Un portavoz de la ciudad no respondió de inmediato a una solicitud de comentarios.

El 11 de julio fue la fecha límite original para el programa de asistencia para la renta de la ciudad, que en ese momento había asignado o aprobado alrededor de $5 millones para su distribución a los solicitantes.

El programa está disponible para los residentes de Long Beach que ganan el 80% del ingreso medio del área o menos, y los que obtienen el 50% del ingreso medio del área se priorizan primero. La ciudad definió el 80% como $90,100 para una familia de cuatro o $56,300 para aquellos en el 50% del ingreso medio del área.

Los solicitantes deben mostrar prueba de pérdida de ingresos debido a la pandemia de COVID-19, así como contratos de renta, prueba de ingresos y prueba de inestabilidad de la vivienda, como un aviso de desalojo pendiente.

El programa ha sido criticado por grupos que representan a los propietarios que dicen que hay demasiadas condiciones para que el proceso obtenga una cantidad significativa de dinero para los propietarios a quienes no se les ha pagado el alquiler en más de 15 meses en algunos casos.

Los grupos han dicho que los límites de ingresos, que fueron establecidos por el gobierno federal, probablemente conduzcan a desalojos masivos cuando se terminen las moratorias existentes.

Los funcionarios estatales y la Junta de Supervisores del Condado de Los Ángeles extendieron las moratorias de desalojo para los residentes que están atrasados ​​en sus rentas hasta finales de septiembre.

Una enmienda a la extensión del condado requiere prueba de los inquilinos que demuestren un esfuerzo de buena fe para solicitar fondos de ayuda para la renta.

Durante la reunión de junio cuando extendieron la moratoria, los supervisores del condado de Los Ángeles dijeron que probablemente sería la última extensión.

Los residentes que deseen solicitar asistencia para la renta pueden hacerlo a través del sitio web de la ciudad. (Para ver esta página web en español, haga clic en “SELECT LANGUAGE” en la parte superior de esta página y seleccione el idioma en el menú desplegable. Si lo ve en un dispositivo móvil, haga clic en el ícono del globo en la parte superior de la página.)

Traducido por Crystal Niebla

Una crisis silenciosa: Inquilinos caen de la red de seguridad a un grupo de desalojados en Long Beach

Support our journalism.

Hyperlocal news is an essential force in our democracy, but it costs money to keep an organization like this one alive, and we can’t rely on advertiser support alone. That’s why we’re asking readers like you to support our independent, fact-based journalism. We know you like it—that’s why you’re here. Help us keep hyperlocal news alive in Long Beach.

Jason Ruiz covers City Hall and politics for the Long Beach Post.
- ADVERTISEMENT -

More